¿Champions League, Europa League O Simplemente Premier League? El Dominio Inglés En Europa

Manchester City, Chelsea, Manchester United y Arsenal tienen la oportunidad de jugar las finales de los dos torneos más importantes del Viejo Continente.

Temporada 2018-2019: Batalla campal, remontadas épicas, consorcio de buen fútbol y dominio inglés. Liverpool derrotó 2-0 al Tottenham y se llevó el título de títulos de la UEFA Champions League. Por su parte, Chelsea vapuleó 4-1 al Arsenal y consiguió la Europa League. Dos campañas después, la Premier League vuelve a tener la posibilidad de poner a cuatro de sus equipos en las finales de los dos torneos más importante del continente: Manchester City y Chelsea luchan por un boleto en la definición de la Champions, mientras que Manchester United y Arsenal tratarán de hacer lo propio para colarse en la final de la Europa League si se imponen a AS Roma y Villarreal C.F., respectivamente. 

El Manchester City recibe en su feudo al PSG con la ventaja parcial de 2-1 de la ida. Entre "petrodólares" nos vemos. Es de imaginarse que el equipo galo saldrá a matar o morir, sino quiere quedarse apeado de la etapa decisiva. Los dirigidos por Guardiola, procurarán hacer algo que escapa de su cultura futbolística: esperar y aprovechar los espacios del contrario para atacar. Se antoja interesante observar, si Pep, su innato estilo tiqui-taca y los suyos pueden materializar aquello dentro del engramado.

El Chelsea por su parte, con el parcial de 1-1, tratará de apelar a la juventud y frescura de algunos muchachos como Christian Pulisic que la están rompiendo en el cuadro londinense para avanzar a la final, en detrimento de Real Madrid, máximo ganador histórico de esta competición con 13 títulos. El cuadro merengue a imponer su historia, la condición de favorito y el espíritu competitivo que los caracteriza, pese a los problemas en la definición de la presente campaña.

Embed from Getty Images

En el espectro de la Europa League, Manchester United tras vapulear en casa a los italianos de la Roma por 6 tantos a 2, se ven con pie y medio en la final. El equipo luce como amplio favorito, no solo para avanzar a la final, sino que también para imponerse en la misma, ante el Villarreal español o Arsenal, su colega liguero.

A propósito de los gunners, estos son los que la tienen más complicada. En una campaña llena de altibajos deberán remontar un marcador adverso de 2-1 ante el Submarino Amarillo. Jugarán en Londres, pero el equipo groguet es un cuadro completo en todas sus líneas y que cuando se insinúa al ataque puede ser muy peligroso.

Remontadas históricas, cotejos a ritmo trepidante, grandes y gratas sorpresas, así como oncenas que nunca claudican desde el vamos hasta los estertores del partido, describen, grosso modo, el devenir  del presente año del mundillo del balompié europeo.

Fulgurante éxito de los equipos ingleses que sentarían un precedente y augurarán un  mejor futuro. Premier League, para algunos, todavía una liga en proceso de desarrollo, crecimiento, de estructuras rígidas y de estilo de juego tan anodino como cándido. Para otros, y me incluyo, una liga que ha logrado consolidarse en lo más alto del escalafón del balompié europeo.

Embed from Getty Images

Globalización del fútbol, inversión de ingentes cantidades de dinero en la adquisición de técnicos y jugadores consagrados y en las filiales, la mercadotecnia tanto de la liga en sí como en los equipos que la militan y la exquisita conjunción de estilos distintos de juego se convierten en protagonistas inevitables de tan trillado éxito deportivo.

Dicho lo cual, hasta el mismo mote de Premier en inglés: "Primero", "Principal", "Superior", "Excelente" en español,  llama la atención de propios y extraños, por decir lo menos. La globalización del término fútbol ha calado en demasía. Los medios de comunicación, las redes sociales, el incremento de jugadores extranjeros -llámense comunitarios o extra-comunitarios-, diversidad de estilos de juego, paridad de los equipos implicados y el protagonismo como efectos concomitantes del buen nivel desempeñado.

Por lo pronto, dos equipos ingleses podrán disputarse la ansiada Orejona, si el Manchester City y el Chelsea ganan sus respectivas semifinales ante el PSG y Real Madrid. Mientras tanto, la liga inglesa seguirá teniendo los réditos que busca desde los prolegómenos de cada año futbolístico, en lo deportivo y, por qué no, en lo monetario. Sino que lo diga “Tito Floren” y compañía, cuando los promotores de la Superliga Europea decidieron invitar a seis equipos ingleses, tres italianos y tres españoles como los mejores representantes del fútbol en el viejo continente.  

Embed from Getty Images

Amanecerá y veremos. Lo cierto es que esta semana pudiera ocurrir un evento inédito, réplica de la Liga de Campeones y de la Europa League de la temporada 2018-2019, si los cuatro equipos ingleses (Arsenal, Chelsea, Manchester United y Manchester City) logran imponerse en sus respectivas semifinales europeas y consiguen su boleto para Atatürk y Gdansk. Si esto sucede una vez más, la Premier League será el arquetipo de juego o el denominado "broche de oro" de la presente temporada 2020-2021.

Videos you might like